GID

¿”Niñas desaparecidas” en España?

31 Mar, 2015 -

Hace un par de meses, Luis Abenza escribía en esta serie (aquí) sobre el tema de las “mujeres desaparecidas” en Asia. La preferencia por hijos varones y sus consecuencias negativas sobre las niñas en algunos países asiáticos es bastante conocida. Lo que quizá no es tan sabido, es que este tipo de actitudes y comportamientos perviven en las familias de origen asiático emigradas a otros países, sugiriendo un fuerte componente cultural, y no sólo institucional o económico, como origen de estas prácticas.

Sin ir más lejos, existe evidencia de “niñas desaparecidas” entre ciertos grupos de inmigrantes en España. Los microdatos de partidas de nacimiento proporcionados por el INE permiten calcular el número de niños nacidos en España por cada 100 niñas, para la población total y también en función del país de nacimiento de los padres. La figura 1 muestra esta cifra para el periodo 2007-2012. En general, nacen unos 107 niños por cada 100 niñas en España, ratio parecido al de otros países desarrollados y considerado “biológicamente normal”. Las figuras son casi idénticas para las familias con ambos padres nacidos en España y aquellas con padres nacidos en el extranjero. Las dos últimas columnas muestran el mismo ratio entre recién nacidos con ambos padres nacidos en China o en India, respectivamente. Si bien el caso de China es muy similar a la media, las familias de origen indio tienen 117 niños por cada 100 niñas, muy por encima de los otros grupos. Esto sugiere algún tipo de manipulación consciente del sexo de la descendencia.

Figura 1Figura 1. Número de niños nacidos por cada 100 niñas por país de nacimiento de los padres, España 2007-2012. 
Fuente: Microdatos de nacimientos del INE.

Para ilustrar en más detalle el fenómeno, la figura 2 muestra de nuevo el número de niños nacidos por cada 100 niñas, esta vez por separado en función del número de hijos anteriores de cada madre. Presento los resultados para todos los niños nacidos en España, y también para los subgrupos de niños con ambos padres nacidos en China o en India, respectivamente.

Para el total de familias, el ratio de niños a niñas se mantiene constante y en torno a 107 para primeros, segundos, terceros y cuartos hijos. En el caso de China, las familias con dos o tres hijos anteriores tienen una probabilidad inusualmente alta de tener un hijo, con ratios de 116 y 122 entre los terceros y cuartos hijos. Pero el caso de India destaca de nuevo. Los padres indios con un hijo(a) anterior tienen 134 niños por cada 100 niñas. La cifra aumenta a 211 para los terceros hijos, y 237 para los siguientes. Un análisis de regresión confirma que estas desviaciones de la media son estadísticamente significativas.

 Figura 2Figura 2. Número de niños nacidos por cada 100 niñas, por número de hijos anteriores y país de nacimiento de los padres, España 2007-2012. 
Fuente: Microdatos de nacimientos del INE.

 

¿A qué se debe que la probabilidad de tener un niño aumente con el número de hijos anteriores? Si la mayoría de las familias con preferencia por hijos varones desea tener varios hijos, el sexo del primero no es tan importante. Pero conforme el número de hijos se acerca al número total deseado, aquellas familias que sólo han tenido hijas hasta el momento tendrían más interés en asegurarse un varón en el siguiente intento. Esto daría lugar a un patrón como el observado.

Los datos sugieren que al menos algunas familias consiguen “manipular” el sexo de su descendencia, aunque no revelan cómo. En principio, hay varias posibilidades, que abarcan el periodo previo a la concepción, el embarazo en sí, y el periodo posterior al parto:

  1. El sexo del bebé podría seleccionarse en el momento de la concepción, por ejemplo por medio de la selección del sexo en la fertilización in vitro. Sin embargo, estos métodos no son legales en España por motivos no médicos.
  2. Otra posibilidad sería el aborto voluntario selectivo, una vez se ha podido determinar el sexo del bebé.
  3. También se puede pensar que, si las madres embarazadas de niñas se cuidan menos, las niñas pudieran sufrir muertes fetales tardías con más frecuencia.
  4. Otra posibilidad sería que, a pesar de nacer un número parecido de niños y niñas, las niñas tuvieran una probabilidad más alta de no ser registradas oficialmente, o incluso de ser registradas como niños.
  5. Por último, podría ser que las familias embarazadas de niñas tuvieran una probabilidad más alta de salir de España antes del parto, por ejemplo regresando a su país de origen.

 

Es importante precisar que el método de “seguir teniendo hijos hasta conseguir un niño” NO puede generar el tipo de sesgo que he documentado en los datos. Dado que en cada embarazo la probabilidad de tener niño o niña es (casi) el 50%, esta práctica sólo daría lugar a niñas que tienden a tener un mayor número de hermanos que los niños, pero no afectaría al número de niños nacidos por cada 100 niñas.

De los cinco canales mencionados, el primero parece improbable por ilegal. El tercero se puede contrastar empíricamente ya que el INE registra las muertes fetales tardías, y la evidencia sugiere que no es importante. Por tanto, los métodos más probables son el aborto selectivo, niñas que no se registran, o la emigración selectiva. No he encontrado datos que permitan distinguir entre estas explicaciones potenciales empíricamente, pero me inclino a pensar que el método más común es seguramente el aborto selectivo. Los métodos de determinación del sexo durante el embarazo (ecografía, amniocentesis) permiten conocer el sexo de manera fiable a partir de las 16 semanas de embarazo (o incluso antes). Los datos oficiales de interrupciones voluntarias del embarazo muestran que entre un 3 y un 4% de abortos se realizan entre las semanas 17 y 20.

Para terminar, me parece importante notar que, dado que parece existir una fuerte preferencia por hijos varones entre ciertos grupos, puede haber un riesgo de que estas familias también inviertan menos en las niñas que en los niños después del nacimiento (es decir: que se esfuercen menos en su cuidado). En consecuencia, me atrevo a sugerir que los sistemas sanitario y educativo podrían prestar especial atención a las niñas con familias de origen asiático (indio en particular), para detectar posibles carencias o déficits a tiempo.


17 comentarios

  1. trebots dice:

    Quizá lo más fuerte es que por ejemplo en Reino Unido el feminismo tradicional está en contra la prohibición del aborto selectivo de niñas: http://www.independent.co.uk/news/uk/politics/gendercide-abortion-law-is-a-risk-to-mothers-10054959.html

    • Libertad dice:

      Las preocupaciones que se mencionan en el artículo que enlazas me parecen legítimas. Además, no me parece factible prohibir el aborto selectivo en base al género, porque ¿cómo se implementa eso? Bastaría con decir que abortas por otra razón. Tampoco me parece factible prohibir las ecografías para determinar el sexo del bebé.

      • Sergio dice:

        Quizá no fuera factible suprimir las ecografías con el el sexo del bebé, pero a lo mejor, si médicamente no se encuentra ningún problema en el feto, se puede aplazar el resultado del sexo hasta que hayan pasado las semanas en las que se puede abortar libremente, 14, e incluso hasta la semana 22 para que no haya suspicacias.

        No creo que eso molestara a nadie. O simplemente seguir un protocolo sanitario en este sentido para las parejas de nacionalidad india, con una simple circular valdría.

        • Aloe dice:

          ¿Cómo que eso no molestaría a nadie?
          Vamos a tratar a las embarazadas (y sus parejas, de paso) como menores de edad o incapaces, vamos a volver a aquello de que no hay que confundir la libertad con el libertinaje, vamos a legislar que “régimen legal de plazos sí ma non troppo“, solo para lo que nos guste… y eso no tiene que molestarnos a nadie.
          A mi me molesta tremendamente.

  2. Jose Salvador Salver dice:

    Datos aterradores, la verdad.

    Se me ocurre una posibilidad aún más bárbara, y que subsista el infanticidio.

    Era una práctica no tan rara en la España de hace 70 o más años. Incluso el Código Penal contemplaba una pena más atenuada (nótese: atenuada, no agravada) para la madre que “para ocultar su deshonra” acabase con la vida de su hijo recién nacido.

    En el contexto de este artículo, la causa del infanticidio no sería “la deshonra” que preveía nuestro pudoroso e hipócrita viejo Código, sino la pura eliminación del sexo inoportuno.

    En fin. Espero que esta idea resulte ser descabellada.

    • Libertad dice:

      Qué horror. No conocía este detalle legal sobre el infanticidio.

      La posibilidad del infanticidio queda incluida en mi punto número 4. Nace una niña, pero no se registra su nacimiento, y luego quién sabe qué le acaba pasando a esa niña.

      En los datos de partidas de nacimiento, para los partos registrados, sí que quedan recogidos aquellos en los que el bebé fallece pocas horas después de nacer. Quizá no te sorprenda que las tasas de mortalidad neonatal son desproporcionadamente altas entre las niñas (que no los niños) de padres indios.

  3. Ugi dice:

    Excelente artículo. Y una muestra de cómo los datos pueden destapar realidades ocultas. Aunque para encontrar la respuesta habría que salir del mundo de los números.

  4. Libertad dice:

    Gracias.

    ¿Qué metodología te parecería la adecuada para responder a estas preguntas, “fuera del mundo de los números”?

  5. Cromovanadio dice:

    Dices que en España es ilegal el seleccionar el sexo del embrión, por lo que deduzco que en otros países es legal. Descartas esa pòsibilidad muy rápidamente, pero sería un dato interesante (si bien entiendo que imposible en la práctica) saber cuántas parejas salieron de España a, digamos, visitar unos parientes, y aprovechando que el Ganges pasa por Benarés se quedaron embarazadas por métodos asistidos.

  6. Usama dice:

    “As one specific example, there were insufficient funds to continue to import a gummed 2-page form that accurately replicated writing onto a copy. This form had been used to record birth details in hospitals, where over 99% of births in Cuba occurred throughout this period.

    As supplies ran out, the unified form was replaced by carbon paper held manually between 2 loose sheets of paper. The copy was sent to the National Statistics Office for entry into the computer and compilation of statistics. There was a tendency for error to occur in recording a child’s sex on the copy, as the 2 sheets of paper could slip. The positioning of the boxes created a bias towards errors that produced more boys than girls.”
    (Fuente: http://aje.oxfordjournals.org/content/175/9/973.1.full)

    No es el caso Espanol, pero uno nunca sabe de donde pueden salir los sex ratios alterados 😉

    • Libertad dice:

      Interesante ejemplo de fallo en la recogida de datos que podría llevar a conclusiones equivocadas. En el caso que nos ocupa, sin embargo, es difícil pensar en un error de ese tipo que afectara sola y exclusivamente a los hijos de padres indios.

  7. Estilpon dice:

    Enhorabuena por el artículo.

    Luego algunos critican la “superioridad” de los economistas…¡si tan “solo” se trata de usar matemáticas!

  8. Andrés dice:

    El artículo me parece muy interesante, pero al ir a contrastar con los datos del INE, la tabla de nacionalidad de la madre-sexo del bebé no la he encontrado. Entiéndaseme bien , no pongo en duda que los datos sean ciertos. Sólo me intrigaban dos cosas. La primera es si el número total de nacimientos de madres indias no habría sido tan bajo como para hacer la diferencia estadísticamente no significativa. Sin embargo el número total de estos en los años considerados(más de 3000) y lo que se puede colegir de las tablas de la autora sí indica una diferencia enormemente significativa. La segunda cosa que me intrigaba es si dicha diferencia se daba también en nacidos/as de madre paquistaní o de Bangladesh, que por cierto son más en España que los nacimientos de madre india. Mi duda es si el fenómeno está vinculado al hinduismo o al estructura sociofamiliar indostánica en su conjunto. Al no poder encontrar los datos de nacionalidad de la madre y sexo del nacido/a sigo con mi duda. ¿podrías indicarme cómo encontrar los datos a los que me refiero?
    Por fin, respecto a la atenuante de “infanticidio por salvaguarda de honor” que existía en el Código Penal del franquismo, afectaba, no sólo a al madre, sino también a los abuelos maternos, lo que es, si cabe, aún más delirante.

    • Libertad dice:

      Gracias por tu comentario. Respondo por partes:

      1) Que yo sepa, el INE no proporciona las tablas “prefabricadas” para poder reproducir directamente mis resultados. Para ello, hay que bajarse los microdatos del INE de nacimientos o partos para 2007-2012, y hacer los cálculos “a mano”.

      2) Los patrones que documento son estadísticamente significativos. Efectivamente, hay unos 3000 casos de nacimientos registrados en España de padres nacidos en India en el periodo considerado. Los resultados de las regresiones y los detalles para poder reproducirlas se pueden encontrar en el paper: http://research.barcelonagse.eu/tmp/working_papers/760.pdf

      3) Los ratios elevados de niños por 100 niñas no se observan para padres de ningún otro país asiático: ni Pakistán, ni Bangladesh.

      4) Aunque esta fuente de datos no nos proporciona información sobre afiliación religiosa, otros trabajos sugieren que el hinduismo tiene mucho que ver, ya que en India estos patrones no se observan entre familias musulmanas (o cristianas).

      • Andrés dice:

        Gracias por responder a mi comentario y además por hacerlo de una forma tan sustantiva y documentada. Olvide comentar que me había encantado leer como desmontabas la falacia de que “seguir intentándolo hasta conseguir un varón” pueda influir en la proporción de sexos de los recién nacidos. Dicha supuesta explicación es casi un lugar común en la literatura sobre el tema. Por ejemplo aparece en el , por otro lado muy interesante, artículo de Hesketh, Gupta y otros , que cita tu compañero Luis Abenza en el artículo al que te refieres en un principio. El otro efecto real de “ir a por el niño” es aumentar la natalidad, lo que en el caso de la India no parece muy deseable. Gracias de nuevo por tu amabilidad informativa.

  9. Grande Nicolás dice:

    Yo estoy en contra del aborto, porque es matar aun ser humano indefenso sin causa que lo justifique, ni la honra, ni la pobreza, ni la edad. Y me parece una vergüenza que en Europa una mujer tenga que abortar porque no dispone de ayudas para tener al hijo y , si lo desea ella, criarlo; ni tampoco que los poderes públicos fomenten la adopción de los niños no deseados.

    Ahora bien, si el aborto es un derecho de las mujeres (aunque la jurisprudencia del TC no lo reconoce), si se puede abortar sin alegar ninguna causa, ¿en condición de qué podemos reclamar que se restrinja el aborto de niñas porque son niñas? En la legislación, no hay bien superior que limite la decisión de las mujeres que deciden abortar. ¿Se quiere establecer una excepción a los abortos de niñas?

    O dicho de otra manera, abortar fetos femeninos “está mal” y abortar masculinos “está bien”. ¿Es eso?

    ¿No convendría plantearse si el aborto es malo o bueno?

    Saludos

Comments are closed.